La Ley 8/2013 de Rehabilitación, Regeneración y Renovación Urbanas (RRR), cuyo objetivo es potenciar la viabilidad económica de la rehabilitación de edificios y regeneración de barrios y crear, en última instancia, empleos verdes con energías renovables, eficiencia energética y cambio del modelo productivo, va a potenciar la rehabilitación provocando así un giro necesario en el modelo de negocio del sector de la construcción.

El número de viviendas en España es de aproximádamente 25 millones, la mitad de ellas con una antigüedad mayor de 30 años y cerca de 6 millones con una antigüedad superior de los 50 años. Sin embargo, la rehabilitación en España se sitúa 15 puntos por debajo de la media europea.

La eficiencia energética se considera no solamente como una parte esencial de la rehabilitación de edificios, sino de la urbanización y de la regeneración de barrios de las ciudades, facilitando las actuaciones en espacios que consigan reducir un 30% la demanda energética de calefacción y refrigeración con aislamientos, sistemas centralizados e integración de energías renovables en sustitución de fuentes no renovables.

Por otro lado, ENYA Renovables, invierte importantes recursos en I+D+i para desarrollar soluciones y aplicaciones que permitan integrar servicios avanzados aprecios competitivos y que aporten verdaderos avances y utilidades al ciudadano. El siglo XXI, es el siglo de las ciudades. La población urbana supera desde el 2007 a la población rural y sus actividades y necesidades aumentan vertiginósamente.

Actualmente las ciudades, con sus edificios e infraestructuras, consumen el 75% de los recursos y de la energía mundial, generando el 80% de los gases responsables del efecto invernadero ocupando sólo el 2% del territorio mundial.

Se plantea un cambio en lo que se refiere a despliegue y gestión de infraestructuras de todo tipo en el ámbito de las ciudades y con ello nace el concepto "Smart City" o "Ciudad Inteligente".

servicio regeneracion barrios 1

Una ciudad que usa las tecnologías de la información y las comunicaciones para hacer que tanto su infraestructura como sus componentes y servicios ofrecidos sean más interactivos y eficientes y que los ciudadanos puedan ser más conscientes de ello. Un espacio urbano con infraestructuras, redes y plataformas inteligentes con millones de sensores y actuadores.

De esta manera los edificios son capaces de escuchar y comprender lo que está pasando en la ciudad y con ello permitir la toma de mejores decisiones y proporcionando una información y servicios adecuados.

Con técnicas analíticas avanzadas en tiempo real que permiten mejorar los servicios prestados, la información fluye a través de la red de datos de las ciudades y llega en un momento preciso a un lugar concreto donde es procesada, integrando así digitalmente a las personas y el entorno.

El concepto Smart City se divide en cuatro niveles diferenciados, enlazados entre sí por las redes de comunicación o "City Land". En primer lugar, el usuario; en segundo lugar, el edificio; en tercer lugar, los equipamientos públicos urbanos como parques, centros comerciales, centros deportivos...; y en cuarto lugar, los distritos o áreas de influencia directa y de proximidad entre distintos usuarios y servicios.

Servicios para la Regeneración Urbana:

servicio regeneracion barrios 2

Redes Energéticas de Calor y Frío

Sistemas Inteligentes de Control Urbano

Redes de Comunicación de Distrito.

Planes Integrales de Movilidad y Desarrollo Energético Urbano.

Programas de Eficiencia Energética y Sostenibilidad.